“Ser recolector de basura nos da para vivir”

Desde temprano, recolectores de basura alistan sus carretillas para emprender jornadas de ocho o más horas de recorridos en busca de materiales que puedan llevar a centros de acopio y sacar la ganancia del día.

Algunos afirman que el cobre es el material al que más le “sacan” ganancia, puesto que puede ser pagado entre 60 y 90 pesos el kilo.

Este metal encabeza la lista de los productos que ofrecen. Por el mismo peso le siguen el bronce (40 pesos) y el aluminio (12 pesos).

El resto de los materiales que pueden ser reutilizados se cotizan desde uno hasta nueve pesos, siendo los menos pagados por kilogramo el cartón, papel, fierro, PET y algunos electrodomésticos.

Si bien, quienes se dedican a llevar su basura a los recicladores lo hacen por cuestiones de necesidad, también nos aseguran que lo realizan porque es un trabajo que siempre da para comer; además, dicen, les permite ser su propio jefe, aunque las ganancias no sean muchas.

En un centro de acopio de desechos se pueden recibir artículos de todo tipo, como cartón, papel, electrodomésticos, fierro, PET, antimonio, aluminio, bronce y fierro, entre otros.