Regreso a “la normalidad” debe ser justificada y cronometrada: JSN8

• Nueve de cada diez conectados a respiradores, fallecen.

 

Lázaro Cárdenas, Mich., a 24 de mayo de 2020.- Tras defender el contenido de las estadísticas que se generan con la pandemia del Covid- 19, el jefe jurisdiccional de la Secretaría de Salud, Jonás García Delgadillo, dijo que está demostrado que el 50 por ciento de quienes se les ha tomado muestra han resultado positivos y esa relación se mantendrá con esta enfermedad que ha sido declarada endémica, lo que significa que en tanto no exista una vacuna para ella, seguirá entre nosotros.

 

El jefe jurisdiccional de salud, enfatizó que detrás de cada número que se ofrece en las estadística, hay la confianza de un paciente que se sometió al escrutinio médicos, el trabajo de quienes lo atienden, de los laboratoristas que trabajan para desnaturalizar su ADN y encontrar en su gen la positividad o no de la enfermedad, y de todos quienes intervienen en el proceso de un contagiado.

 

Por ello, el funcionario, hizo un llamado “a tener respeto a los involucrados”, particularmente a aquellos que tras un perfil en redes sociales y sin argumentos válidos, generan corrientes de opinión para denostar, rechaza o negar la presencia de la epidemia y sus resultados.

 

Al reiterar que uno de cada dos que se somete a la prueba resulta positivo, dijo que es sabido que “el que busca encuentra” y si se ampliara el tamizaje, es decir, más casos se van a encontrar, pero siempre en la misma proporción.

 

García Delgadillo reflexionó que la misma estadística ha venido a mostrar que el mayor grupo de contagio se ha da en la población económicamente activa, entre los 24 y 44 años de edad, y que se ha visto que al regreso a casa no han tenido las precauciones de higiene recomendadas,

 

En la conferencia de prensa de este domingo, el titular de la JSN8 dijo también que al haberse declarado endémica la enfermedad, esta continuará entre nosotros hasta que exista una vacuna y se inmunice a través de los sistemas de salud, pero mientras, apuntó, no hay que relajarse, sino buscar reversas a la nueva realidad y a la apertura de actividades de manera cronometrada y justificada, porque el riesgo es un rebrote que rebasaría a las instituciones de salud.

 

Jonás García, dijo finalmente que lo mejor de contar con los equipos necesarios para atender esta enfermedad, es no usarlos sino evitar llegar con contagio a las instituciones porque, desgraciadamente las estadísticas también han dicho que nueve de cada diez personas que son conectadas a un ventilador mecánico fallecen.

 

“Conectar a un paciente a un ventilador es más bien un acto compasivo por ver el sufrimiento y el dolor, que de querer respirar, entonces, ese no es el objetivo”, finalizó.