Prepara la 4T golpe a empresas ferroviarias

La Cuarta Transformación prepara un golpe contra las empresas concesionarias ferroviarias, tanto de carga como de pasajeros.

Mediante un proyecto para transformar el sistema ferroviario nacional, el gobierno federal busca recuperar el control y fijar un plan rector de 50 años con un marco legal, regulatorio y fiscal que ofrezca beneficios a todos los sectores y no sólo a las empresas que “toman decisiones siguiendo sus propios intereses” o que han invertido obedeciendo “a compromisos político-electorales, que no brindaron los beneficios sociales que proclamaban”.

El proyecto Gran Visión Sistema Ferroviario Mexicano, en el que trabaja la Agencia Reguladora de Transporte Ferroviario (ARTF), así como la Dirección General de Estudios, Estadística y Registro Ferroviario Mexicano de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes, y cuya copia obtuvo EL UNIVERSAL, plantea que “es necesario iniciar la transformación del sector [pues] la falta de competitividad regional afecta a industrias y a los ciudadanos”.

El gobierno federal estima que hay una demanda importante no atendida de transporte ferroviario de carga y pasaje, y que se puede cubrir en el mediano plazo estableciendo nuevas reglas del juego:

En el primer caso, el sector podría llegar a participar de 40% de la carga terrestre, equivalente a mover 122 mil 91 millones de toneladas-kilómetro en 2030, en tanto que la demanda de pasajeros podría ser superior a los mil 200 millones de usuarios para el mismo periodo.

De la infraestructura existente, explica el documento, 3 mil 525 kilómetros de vías se encuentran sin operación o en desuso, ya sea debido a que no fueron concesionados o a que los concesionarios las abandonaron debido a que no les resultaban altamente lucrativas, lo que significa que el sector ferroviario ha olvidado atender la industria nacional pequeña y mediana, así como a los pequeños productores.

Fuente El Universal